Decir adiós, no significa que ya no nos veamos, que me haya ido, que no esté con ustedes, solo que mi cuerpo no pudo seguir dando lo que mi corazón les dará por siempre.  Oren por mí y permitan que sus oraciones los conforte, si escuchan con su corazón, sentirán todo mi amor cerca de cada uno de ustedes.


† Sr. Jorge Luis Camacho Mendoza

Sala de velación: Sala A